Policiales

Delincuentes golpearon y robaron a jóvenes y a una anciana

La mañana tranquila de este 24 de enero, día feriado por el cumpleaños de Nuestra Patrona, la Virgen de La Paz, se vio empañada por hechos delictivos que sufrieron tres jóvenes y una anciana, a quienes golpearon y robaron. Dos de las víctimas fueron hospitalizadas

El primero de los hechos ocurrió a las 6:30 hs de la mañana de este viernes cuando dos mujeres caminaban por calle Alem cuando de repente dos chorros a bordo de una motocicleta le cortan el paso, bajando uno, las golpea y les roban la cartera y los celulares. 

Las dos mujeres debieron ser hospitalizadas por los golpes sufridos y el estado de shock en la que quedaron luego de la fuerte agresión recibida. 

Según lo expresado por las personas “se trataría de dos hombres; el conductor, un joven de tez blanca y delgado y su acompañante un hombre “morocho” y robusto. Los dos se manejan en una motocicleta tipo Cross de color blanco y negro. 

También se supo que las mujeres hicieron la denuncia correspondiente por lo que la policía se encuentra abocada a la revisión de posibles cámaras se seguridad que hayan en la zona de calle Alem como así también en las intercesiones de Ituzaingo y su paralela 3 de Febrero. 

Lo no oficial. La otra víctima, quien no hizo aun la denuncia para no llegar tarde a su trabajo fue otra joven quien habría sido asaltada también por chorros en moto cuando ésta se dirigía a cumplir sus labores diarias cerca de las 7.00 AM.

Este episodio habría ocurrido cerca de las Termas por calle Intendente Lamboglia, donde también dos delincuentes a bordo de una moto se le cruzan en el camino robándole el celular. 

Robo a mujer mayor. Fuentes policiales confirmaron la información de otro robo a una mujer mayor quien seguramente como muchos paceños que se levantan temprano y abren la puerta para que el aire fresco de la mañana climatice el hogar, pero no esperan jamás que por esa habitualidad, hoy terminan sufriendo la entrada de malvivientes tal como lo sufrió la vecina de La Paz, una mujer mayor de apellido Varisco quien por creer que la ciudad es la misma de otras épocas, se levantó como cada did, le abrió la puerta al fresco matinal pero terminó siendo acechada y asaltada por delincuentes que no tienen hora ni día para hacer daño, para robar y seguir tranquilos por la vida sabiendo que las autoridades competentes no hacen nada para detenerlos- y si corren la “mala suerte” de caer detenidos- siempre habrá fiscales que con las leyes que los ampara los devuelven a su hábitat donde seguiran delinquiendo cada vez en mayor potencia. 

Noticias relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.